Diagrama de Gantt: cómo puede ayudar a un emprendedor

Este gráfico permite gestionar de manera fácil las tareas involucradas en un determinado proyecto

El diagrama de Gantt es uno de los modelos más utilizados dentro de la gestión de proyectos. Se trata de una herramienta muy útil para las grandes empresas, ya que les ayuda a tener un control sobre la gestión de los proyectos que realizan. No obstante, también es muy útil para los emprendedores, según indican desde IEBS School.

El diagrama de Gantt es un gráfico a través del que se pueden ver de manera gráfica las tareas que deben desarrollarse a lo largo de un proyecto. Esta metodología es muy útil a la hora de planear proyectos a largo plazo.

Te puede interesar:   La historia del emprendedor que creo una exitosa marca de productos de limpieza

El diagrama de Gantt contiene información sobre las fechas de inicio y finalización del proyecto, las tareas que se deben llevar a cabo en el proyecto, las personas involucradas en las tareas, la estimación del tiempo para cada una de las tareas y para el proyecto, así como la duración de las tareas y si hay dependencia entre ellas.

Para elaborar un diagrama de Gantt es importante dividir una hoja en dos ejes, uno horizontal y uno vertical. En el eje vertical deben establecerse las tareas que se tengan que completar, mientras que en el eje horizontal se colocará el tiempo para completarlas.

Control del tiempo

Te puede interesar:   Carolina Millán: Emprende en cursos online con la ayuda de una experta en marketing digital

Todo proyecto debe medirse en unos tiempos por lo que será importante que antes de determinar las tareas se defina un periodo de inicio y de fin. Esto ayudará al emprendedor a tener un mayor control sobre el proceso.

A continuación, es importante empezar a crear las tareas que se llevarán a cabo a lo largo de todo el proyecto. A raíz de ellas se podrán crear subtareas y establecer un posible seguimiento de las mismas.

Una vez se sepan las tareas a realizar será el momento de empezar a asignar responsables para cada tarea. Es el momento de confiar en el equipo y delegar ciertas tareas que una persona sola no podría llevar a cabo.

Te puede interesar:   El impresionante crecimiento de Buk, una plataforma chilena de RRHH

Cuando esté en marcha el proyecto conviene controlar los tiempos de las tareas y llevar un control general sobre el avance del proyecto.

Compartir